Días de Invierno en El Chaltén

publicado en: Argentina | 7

 

el_chalten_im

Esta aventura latinomaericanera, nos va sorprendiendo a medida que avanza el no-plan planificado. Tenemos una lista de destinos que vamos organizado de manera efectiva, pero estamos abiertos a los llamados de la ruta.

No íbamos a venir al Chaltén, porque ya es invierno (mayo) y el clima condiciona mucho una buena caminata. Pero como les contamos en el post de El Calafate, conocimos nuevos amigos, y entre charlas infinitas de viajes sin fronteras políticas, decidimos hacer juntos aunque sea el sendero “Laguna Torre”.

HOLA CHALTEN!!!

Un poco de información sobre El Chaltén

En 1985 (sí, es una ciudad joven), en el Parque Nacional Los Glaciares, se funda El Chalten. Como un acto visionario, el gobernador de turno, decreta su fundación. Desde ese momento hasta hoy, la población fija, creció a 1500 personas. Aunque si vas en Mayo, como nosotros, podrías afirmar, que esas 1500 personas, no salen de sus casas para nada, no se ve ni un alma.

“El Chalten”, es un nombre tehuelche que significa “montaña azulada” ó “montaña humeante”, y le da nombre al cerro que luego Perito Moreno lo llamaría “Fitz Roy“, y al pueblo. Luego de haber pasado por El Calafate, donde todo tenía un precio, el Chalten es un respiro al bolsillo y una caricia al alma, es conexión total con la naturaleza, de la forma más simple, caminándola, no por nada es la capital nacional del trekking.

El gran atractivo de este lugar es sin dudas el paisaje: rocas, lagos, cerros, montañas, nieve, y en cada  final de sendero, como una recompensa por el esfuerzo, un glaciar ;)

 

Sendero Laguna Torre

Camino a la Laguna Torre

Salimos los tres (Marie -francesa-, Tau y yo) juntos  y llegamos con el bus de las 18.00 desde El Calafate, el viaje tardó 3 horas y nos dejó en la puerta del hostel. Allí nos teníamos que juntar con Juanma (México) pero el conserje no quería decirme en que habitación estaba, ya casi que estábamos por salir a gritar por los pasillos “Juanma de México salí”, (ah claro porque el detalle que me falta mencionar es NO HABÍA INTERNET para comunicarnos), pero insistimos hasta que finalmente lo fue a buscar él, a ver si era el mismo Juan que buscamos nosotros (claro que era, cuántos juans puede haber en el mundo? ah si claro es un nombre muy común, jeje).

Camino a la Laguna Torre

En el Chaltén no hay antenas de celulares, ni wifi con internet respetable, cuando anda anda, cuando no, no.

Arreglamos para juntarnos a las 7.30 am con la idea de salir lo más temprano posible. Así lo hicimos, era un miércoles a las 8.00 am, y el sol todavía no iluminaba el Chaltén, pero nosotros ya recorríamos sus solitarias calles.

En la estación de guardaparques (a la entrada del pueblo, antes de cruzar el puento de Río Fitz Roy) se consigue el mapa con la información necesaria para planificar las actividades de senderismo como: dificultad, tiempo, distancias. Laguna Torre, está catalogado con dificultad baja, y son 22 kms (11 ida y 11 vuelta) y  unas seis horas. Para mi no fue tannnnnn fácil, las subidas me mataban, había momentos que dudaba, pero lo logré, entre mi insuficiencia respiratoria y falta de estado (que nunca me abandona), pude  (gracias a mis compañeros de caminata que me hacían el aguante). No es la cuestión de camina 22 km, el tema es el terreno irregular, que en las explosiones de energía las pulsaciones hacían que parezca que se me iba a salir el corazón por la boca. Para colmo sentía algo de responsabilidad, no quería retrasar al grupo ya que Juan, quería volver al hostel antes de las 16 hras, Marie, quería hacer tiempo de llegar a “de los tres” pasando por Laguna Madre e Hija  ese mismo día (como 20 kms más), y yo con mi poco estado físico, quería ir más lento :S.

Mas allá de agotamiento momentáneo de un trayecto exigente, no se puede ignorar la belleza de la transformación del paisaje a medida que se avanza al objetivo. Los primeros 100 metros son de pura subida, entre suelos de tierra y roca, piedras y algunos árboles que decoraban con rojos y amarillos invernales la vista. De repente, estamos en altura, y se ve a los lejos un hilo de color blancuzco, es el río Fitz Roy, que nos iba a acompañar todo el camino.

Allá abajo está el lago Fitz Roy

Con los cerros de frente, el sol subía de a poco, mientras cambiaba con tonos rojizos de amanecer: el Fitz Roy y el Torre, nuestro asombro era tal, que no podíamos dejar elogiar la belleza que se levantaba en frente a nuestros ojos.

Los colores de los cerros :)

 

Subidas entre piedras, y bajadas entre raíces de árboles que marcaban el sendero (que por cierto está muy bien señalizado), llegamos al Mirador de los Cerros, aprovechando para descansar (bueno, yo descansaba jajaja) y sacar fotos.

Mirador de los cerros (ay me tapé sin querer)

Luego el paisaje se volvería mas llano, estepario, donde fue mi oportunidad de recuperar tiempo de caminata, las llanuras son lo mio ;).

Los árboles nos rodearon, entramos en el bosque, lleno de nieve y algunos tramos congelados, el escenario era más inmediato, escuchábamos al rio recorrer su camino, muy cercano a nosotros, ya estábamos al mismo nivel, el sendero era simplemente bello, sacado de un cuento de hadas.

Por el bosque, bordeando el río

Atravesando el bosque, ya con el rio Fitz Roy a nuestro nivel

Ya el cerro Fitz Roy no se veía, sentía que era una señal de que estábamos llegando al objetivo, aunque luego entendería que el objetivo era volver, quedaban 11kms más de camino jajaja.

Salimos del bosque, empezamos a transitar un camino pedregoso, y entre curva y contra curva, Marie, que iba adelante de todos, grita “La Laguna“, fue un momento de alegría, sobre todo porque íbamos a comer nuestras viandas! jajaja.

Tardamos 2.50 hras en llegar a la Laguna.  “Parece de esos lugares que salen en los fondos de pantalla” recuerdo haber pensado. Y mientras nos quedábamos en silencio, simplemente observando, el sol seguía su camino, intentando abrigarnos del frío húmedo que hacía al pie del glaciar Grande, aunque sin éxito.

Llegamos!!! Laguna Torre, Cerro Torre y el Glaciar Grande, qué tul?

10 minutos mas tarde, con sol

6 hras y 30 minutos desde la partida, llegábamos al hostel, sin Marie, que se fue a conquistar “de los tres”.

Mirador del Águila y de Cóndores

 Cartel de la entrada del Parque Nacional Los Glaciares

En mi cuaderno de anotaciones, el título de este paseo fue: “Ni Águilas, ni Cóndores, pero si un pajarito muy simpático ;)“,  y así fue, hicimos ambos senderos, pero no vimos ninguna de estas aves de dimensiones aterradoras, pero si un pajarito confianzudo que no le molestaba acercarse a nosotros.

Al otro día de la Laguna Torre, decidimos hacer los senderos más cercanos y de menor distancia. Los miradores están a la entrada del pueblo, y se llegan luego de dos kilómetros de subida. Como ya dije, no vimos ni águilas, ni cóndores, pero si hermosas vistas del Lago Viedma y el pueblo.

Vista de El Chalten, desde el mirador de Cóndores

El pajarito confianzudo

El Salto del Chorillo

Ud está aquí

A 4 kms del centro (o 3.50 de nuestro hostel), se encuentra un salto llamado “el Salto del Chorillo”. Una pequeña cascadita, que pudimos conocer en la tranquilidad de la soledad. Por suerte nos cruzamos poca gente, y la mayor parte del tiempo estuvimos solos.

y bueno, dicen que tu y yo estamos locos:)

#SheldonPorElMundo

Seguro que te estabas preguntando ¿y Sheldon? Acá están las selfies de Sheldon

#SheldonPorElMundo en el Mirador de Águilas

#SheldonPorElMundo en el Salto del Chorrillo

#SheldonPorElMundo en el mirador de los Cerros, en esta foto nos dejó salir con él jeje

Datos que tenés que saber del Chaltén

– El costo del bus de El Calafate a el Chalten es de 95 $
– Los buses salen todos los días desde y hacía a las 8 am y  las 17 hras (18 hora en temporada alta) Empresa: Chaltén Travel
– No hay antenas de celulares, es decir no anda el celular!
– Todos los senderos se pueden caminar de forma gratuita
– Las provisiones de comida y agua las tenés que llevar vos
– Los senderos más largos, cuentan con refugios y campings para pasar la noche
– En todos los senderos hay baños públicos, con el objetivo de no contaminar el agua, usá esos lugares.
– En invierno, cierran la mayoría de hostels, supermercados y tiendas. Nosotros cuando llegamos había abierto solo dos hostels.
– Cualquier duda, escribime: qmlm.blogdeviajes@gmail.com

Lore, entre el amor a la naturaleza y mi falta de estado físico

 Nuestro Viaje: Aventura Latinoamericanera

El 10 de Mayo de 2014, cerramos nuestra vida rutinaria por tiempo indeterminado y nos embarcamos en esta aventura latinoamericanera. Nuestro objetivo? llegar a Colombia. Empezamos por Santa Cruz, por El Calafate, y vamos a recorrer la Patagonia Argentina  y Chilena, y luego subir por Chile hasta Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia. Nos quedan muchos kilómetros por delante, y nos encanta saber que están ahí :) Hoy estamos en: Bariloche.

Estos son los posts de esta aventura: http://quememorialamia.com/category/aventura-latinoamerica/

7 Respuestas

  1. Me alegro mucho de que les haya tocado tan buen tiempo.
    Espectacular la foto del conjunto de picos al amanecer!

  2. hola..que lindoo!!estaba en duda si ir o no ir…salgo manana…que hostel te hospedaste y cuantos dias te quedas…gracias,saludos

  3. Excelente Lore, yo estuve en Febrero, icreible como cambia el paisaje con la nieve, que bonito es el sur! =)
    muy buen post! estamos en contacto.-
    besos
    flor (viajeraaciva.com)?

  4. Gracias por los datos, viajaré la 1ra semana de junio al chaltén y estaba buscando si se podía hacer trekking en esa época. Saludos

Leave a Reply to Indira Cancelar respuesta