Puerto Madryn y un amor a primera vista (primera parte)

publicado en: Argentina | 10

Madryn tiene una energía diferente. En cuanto llegamos nos gustó mucho, y cuando salimos a caminar y nos encontramos con la costanera, con ese mar abierto, el turquesa del agua, el celeste pastel de un cielo atardeciendo, el muelle a la izquierda, la escollera a la derecha… no se… parecía una fotografía perfecta, de esas en las que uno le tienta meterse a ser solamente feliz.

Acá lo tienen a Sheldon ENCANTADO con la vista matera

Fines de Mayo en Madryn se produce una especie de stand by, un parate, los pingüinos ya se fueron y las ballenas no llegaron. Por lo que se considera temporada baja, por ese motivo íbamos a pasar solo un día por allí a conocer. Cuando llegamos al hostel, Emiliano, el chico de la recepción, nos empezó a contar TODO lo que había para hacer, y con Tau nos mirábamos.

 

Emiliano – Pueden ir a visitar acá,  y ver tal y tal cosa, o sino allá, es un excursión de todo el día. También hay este tipo de actividades para hacer, en la ciudad hay museos y esto, y el otro, y bla, y ble, y bli y blo, y por supuestos que tenemos blu.
Nosotros – Si… quisiéramos quedarnos unos días más, tenés lugar? – Pregunto ante la certeza que quería ser parte de lo que Emiliano nos contaba.
Emiliano – Si, claro chicos, los días que quieran.

 

Había que sacar cuentas, revisar itinerario y diagramar nuestra estadía en Madryn, porque el plan de quedarnos un día, había sido completamente olvidado. :)

Amo, AMO, las ciudades construidas de cara al mar/río. Me encanta ir caminando y chocarme un paisaje abierto. Por eso me enamoré mil veces de Montevideo, y de Paysandú. Y ahora de Madryn, que tiene una rambla con una combinación exquisita de detalles que interactúan de una manera armoniosa, Madryn es una ciudad donde podría vivir sin pensarlo dos veces.

Vista desde el muelle

Hace un tiempo, no mucho, este blog viajero pasó a formar parter la red de bloggers de viajes de Argentina Red ViajAR, y recordaba de un blogtrip a Madryn  que hicieron un grupo pequeño de la red, y les consulté si había quedado algún contacto con la gente de la Secretaría de Turismo de P. Madryn, como para charlar, era una situación totalmente nueva para nosotros, pero dijimos, no hay nada que perder.

Me pongo en contacto con Gabriel, bajo el concepto de que era una persona completamente extraña, y que no esperaba mi contacto, entonces le escribo de una manera muy respetuosa, presentándome y comentándole que estábamos en Madryn y como habían ya trabajado con bloggers, a ver si había alguna posibilidad de hacer un intercambio que nos sirviera a ambos. La cosa que este famoso Gabriel, era Gabo de Gabo Por el Mundo, un bloggero amigo, con el cual ya habíamos cruzado algunas conversaciones sobre viajes y blog, y yo presentándome como una desconocida y él, que no se animaba a decirme “che boluda, soy Gabo“. Anécdota de la que todavía nos reímos.

Fuimos a cenar juntos, y obviamente a charlar sobre viajes. Un hermoso encuentro, en una hermosa ciudad. Menos mal que decidimos quedarnos más tiempo :)

Entre charlas viajeras y anécdotas de todas partes del mundo

De verdad que son muchas las excursiones que se pueden realizar a la Península de Valdés, acá les cuento las que hicimos nosotros.

Excursión por Península de Valdés, a espiar fauna se ha dicho

A las 7.00 am nos levantamos a desayunar y esperar la camioneta del tour. Franky, se llama (o dice llamarse) el conductor y guía de nuestra excursión, nos dice “Ayer se vieron ballenas y orcas, capaz tienen suerte chicos”.

La excursión serían unos 400kms en total, por lo que se debe hacer si o si en vehículo. No es posible caminar. Franky aprovecha el principio del viaje para contarnos un poco qué vamos a ir ver, “chicos, uds saben que no es época de ballenas, pero con suerte vemos alguna”, que le ponía onda, no se puede negar. Nosotros sabíamos que lo más seguro era no ver a las “gordas“, como le dicen los locales, pero todo el resto se veía tan lindo, que no nos importaba, ver ballenas, sería un plus.

Fuimos a recorrer la maravillosa península, de colores terracotas y turquesas surreales, bastos, infinitos. En el camino vamos viendo guanacos, ñandúes, libres, cuises, y otros animalitos típicos que pasaban a lo lejos por tierra firme, en el cielo (o parados en postes) águilas mora, gaviotas, y flamencos, los lobos marinos y elefantes descansan en la costa, y la inmensidad del mar era de las toninas, orcas, delfines y ballenas (aunque no llegaríamos a ver todas).

 

Un guaniquito 

Apreciamos el paseo que se vuelve una cita privada con la naturaleza, solo estamos nosotros, y eso le da un toque más “intimo” al encuentro con este lugar:  paz, el sonido del agua, el horizonte abierto, el viento revolucionando mis pelos y los de Tau (jaja) todo es solo nuestro (y de dos francesas que iban con nosotros, claro).

Franky tenía  un dominio del camino, se notaba que era guía hace mucho tiempo. Cuando entrás al parque, el camino asfaltado termina y empieza el ripio. De repente Franky te señalaba a la derecha y frenaba, “allá, ven, guanácos”, “vieron? ese era un cuis'”, “acá (frena), la ven, la ven? una libre”. Un ojo entrenadísimo para encontrar animalitos, en tierra, en el aire o en el agua.

 

Primera parada, el Doradillo

El día prometía :)

Segunda parada: Itsmo Carlos Ameghino, un centro de interpretación de la geografía, fauna, flora; un mirador y una tienda de ¿recuerdos? mejor dicho de todo un poco. El mirador es interesante, porque se ven las dos costas, ya que es el punto más flaco, tiene solo un kilímetro entre costa y costa, pero el mirador es vidriado, y las fotos no salen bien. Aprovechamos para ir al baño.

vista aérea de la península

Esqueleto de ballena

El libro que “en teoria”, enseña hablar porteño.

Hojeé el libro, la verdad, me dio vergüenza ajena, espero que no nos expresemos realmente como explica.

Franky dice que le dijeron que en Punta Norte, se están viendo orcas. Chan!

Tercera parada: Caleta Valdés, donde se pueden ver lobos marinos. Son un ternor de pequeñuras, miren:

 Sheldon también quería ver! #SheldonPorElMundo :)

Lobitos bebés

 

Cuarta parada Punta Norte, con la esperanza de ver orcas. Aunque hay que saber que si las orcas aparecen por la costa, es para morfarse a los lobitos marinos  pequeños que no son rápidos para escaparse… Cuando llegamos no vimos ninguna, solo algunos lobitos, por la costa.

no images were found

Feiiz de no ver orcas ja!

Puerto Pirámides será la última parada antes de volver, un pequeñísimo pueblo, con algunos restaurantes y una bahía. Es el único lugar de la isla donde hay negocios. Acá hay que aprovechar para ir al baño también.

Paramos 10 minutos en la estación de servicio a tomar un café, y al ratito, Franky sale de la cafetería, sin decir nada, y se pone a mirar el mar. Al rato, nos llama, vengan chicos, rápido. Salimos los cuatro, y con ayuda de él pudimos ubicar una ballena que se veía a lo lejos. Bah… una ballena, una mancha negra en el agua.

Nos subimos al auto y fuimos para el Doradillo, donde deberíamos tener mejor suerte y la tuvimos.

 Ballena a la vista

Darle un mate a un europeo…

Vieron que les conté que íbamos con dos francesas en el auto, bueno charlando con Franky, en un momento nos ofrece tomar mate, ya que él había llevado y tenía agua caliente. Obvio que aceptamos y Tau lo preparó. Las francesas abrían grande los ojos ante el ritual. Tomar la yerba, volcarla dentro del mate (vacío), agitar el mate (tapando la boca con la mano), acomodar la yerba de costadito, formando una montañita, poner agua sobre el costado de la montaña más bajito, y dejar reposar un ratito. Luego la bombilla, y el primer mate .

Empezamos la ronda, charlando sobre nuestro viaje, le contamos que este era nuestro sueño, que habíamos renunciado a nuestros trabajos, y que ahí estábamos, caminando lento este continente. Lo de que renunciamos se lo tuvimos que explicar varias veces. “Ah, se tomaron licencia”, “Ah pero cuando vuelven ya tienen trabajo?”, “Cuándo vuelven?”, “Pero… no van a volver?” , jajajaja, bueno nos pasa seguido, que al contar nuestra travesía, cuesta asimilar algunos detalles.

Toma mate Tau, tomo yo, toma Franky, y… Tau le ofrece a las francesas. Cuando vieron que les ofrecimos, una sacó la cámara de fotos, como si fuera algo exótico lo que estabamos haciendo, jajaja. Igual la entiendo, yo hubiese hecho lo mismo “esto es el MATE, una bebida caliente, con pasto, que toman amargo, estos sudamericanos son raros”. Ambas aceptaron tomar mate. Toma el mate una de ellas, apenas prueba un sorbo y se lo pasa a la otra, en ese momento, nos quedamos todos esperando en silencio, pero creo que todos pensamos por adentro “se toma hasta el final, che!”, la otra chica hace exactamente lo mismo y nos devuelve el mate. Por dentro yo gritaba “HASTA QUE HAGA RUIDO ES LA CUESTIÓN”, pero bueno, no las íbamos a forzar tampoco, ya bastante que le dimos mate amargo. Muy educadas las dos, dijeron que les gustó. DALE!!! jajajaja

En conclusión:

Lo que más amamos de Madryn, fue ver tanta fauna, animalitos bellos, en su hábitat natural, libres, LIBRES. Fue una caricia al alma :)

Y dejo acá, les cuento sobre la visita a los elefantes marinos, en el próximo post!

Fotito de cena con gente linda de Madryn:)

Lore y Tau, enamoradisimos de la más linda, Madryn

También la segunda parte Punta Ninfas, encuentro con elefantes marinos (Pto. Madryn, parte II)

10 Respuestas

  1. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com:   Madryn tiene una energía diferente. En cuanto llegamos nos gustó mucho, y cuando salimos a caminar y nos encontramos con la costanera, con ese mar abierto, el turquesa del agua, el celeste pastel de un cielo atardeciendo, e..…

  2. A mí me parece que es la luz. Por lo menos en verano, me impresionó la luz especial de Madryn.
    Lindo post!

  3. Pense q no valia la pena madryn, me lo imaginaba mas chico mas aburrido…con pocas actividades.
    Me encanto la foto de noche…muy linda la ciudad
    Y lo de los animales libres fue lo q m convenció… un lugar para visitar entonces!

    Saludos a tau! Beosos lore

    • Si, Sabri! vale la pena, tenés que fijarte bien las épocas, para ver los animalitos que quieras! hay hasta pinguinitos.

      BESOSOSOSOSOSOSO

  4. Chicos!! Hermoso post de “mi” ciudad. Esperemos que la prox visita sea mas larga. :)
    Un abrazooo!!

  5. Me encantó el post! Madryn es la ciudad donde están todos mis afectos del corazón y me da gusto leer la impresión que les dejo la ciudad ! Me encantó conocerlos y compartir esas charlas de viajes y comida sana jaja, nos veremos pronto por ahí ! Abrazo Gabo!!

    • Hola Gabo, gracias por pasar por el blog!! Madryn es hermosa, la verdad nos enamoró. Qué bueno haber podido conocerte, a vos y a los tuyos, fue un honor y una alegria grande. Éxitos viajero!

      Lore

  6. Franky y el hermano son unos maestros

Leave a Reply to ricky Cancelar respuesta